in ,

Pablo Bellido: el desconocido nexo entre La Línea y Guadalajara

Soraya Fernández · Foto: Cedidas por Pablo Bellido

Pablo Bellido, el desconocido nexo entre La Línea y Guadalajara

“Me llamo Pablo Bellido Acevedo. Nací en la Línea de la Concepción (Cádiz), el 23 de abril de 1976. Me siento, pues, azudense y linense; andaluz y castellano-manchego”. Es la carta de presentación de Pablo Bellido.

A sus 42 años, este licenciado en Derecho tiene un amplio bagaje político. Es secretario provincial del PSOE en Guadalajara, diputado nacional y fue alcalde de Azuqueca de Henares (Guadalajara), una población de 35.000 habitantes, entre 2007 y 2015.

“Me gusta reivindicar mis raíces, aunque ya no me queda ni el acento ni la gracia de La Línea”, comenta cuando se le pregunta por tal presentación en su página web.

Pablo se siente también linense porque es la ciudad que le vio nacer, crecer y convertirse un adolescente.

“Estudié en el colegio Las Mercedes y en los Salesianos. El barrio de mi infancia fue Periáñez. Luego nos mudamos al centro. Tengo recuerdos muy gratos y entrañables de todo: de los barrios, de la gente, la calle Real, el paseíto Fariñas, la playa de Levante…”, señala.

También nos cuenta que iba con frecuencia a Gibraltar: “Iba casi todas las semanas con 13 o 14 años. Algún día comprábamos unos Levi’s más baratos, otros días nada, pero íbamos. Nos gustaba mucho”.

Conserva “buenos amigos” de La Línea aunque reconoce que viene “muy poco”.

Cuando tenía 16 años, a su padre lo trasladaron a Torrejón de Ardoz (Madrid) y la familia fundó entonces su hogar en una población de la provincia de Guadalajara muy cercana, Azuqueca de Henares, a 523 kilómetros de La Línea y donde ha hecho su vida.

Sigue muy de cerca la actualidad de La Línea y del Brexit:

“Si no nos preocupase seríamos unos irresponsables. Gibraltar ha sido un motor y un lastre. Ha generado un problema de autoestima, pero al mismo tiempo de sentimiento de pertenencia. Creo que es un elemento que está permanentemente presente en la realidad de La Línea. Tenemos que preocuparnos y ocuparnos del Brexit”.

Sostiene que ni a Reino Unido, “ni mucho menos a Gibraltar” les interesa volver a un sistema cerrado.

“Es un absurdo que no tiene lógica histórica. Pero bueno, tampoco se pensaba que iba a salir el Brexit y salió. No descartemos por tanto nada y, sobre todo, preocupémonos de tender puentes entre ambas poblaciones. Es un tema delicado. También tengo buenos amigos en Gibraltar”.

Sobre la gestión del Gobierno de España en torno al Brexit y las críticas por su aparente inacción, es contundente:

“Lo que no se le puede pedir al Gobierno de España es estar constantemente retransmitiendo las negociaciones con Reino Unido. Eso conduce a que en lugar de acuerdos haya frustraciones. El PP gobernó dando la espalda al Campo de Gibraltar. Éste está aportando dinero, recursos e interés en los desafíos del Campo de Gibraltar. Creo que en el tema del Brexit también lo va a hacer bien”.

Ocurra lo que ocurra, Pablo Bellido apuesta por el diálogo y la buena vecindad con Gibraltar:

“Un Gibraltar aislado es pésimo para los intereses de los gibraltareños y su conexión con buena parte del mundo es a través nuestra. Eso hay que rentabilizarlo. Además, no se le pueden poner puertas al campo y mucho menos a la buena vecindad que ha habido durante tantos años”.

¿Qué piensas?

0 points
Upvote Downvote
Gibraltar-Closure-of-the-frontier-1940s-Reach-Alcance

Frontier of Broken Dreams

Mural to Gustavo Bacarisas in Castle Steps @Fran Montes

Gibraltar siempre fue para Gustavo Bacarisas una fortaleza